¿Puede la IA escribir los documentos del alta médica?

Milthon Lujan Monja

Evaluación de la calidad de las cartas y resúmenes de alta. Fuente: Rosenberg, et al., (2024); Acta Orthopaedica, 95, 152–156.
Evaluación de la calidad de las cartas y resúmenes de alta. Fuente: Rosenberg, et al., (2024); Acta Orthopaedica, 95, 152–156.

Imagine un futuro en el que los médicos dediquen menos tiempo al papeleo y más tiempo a los pacientes. Un estudio reciente sugiere que este futuro podría estar más cerca de lo que pensamos gracias a los avances en Inteligencia Artificial (IA).

El modelo de IA ChatGPT puede escribir notas médicas administrativas hasta diez veces más rápido que los médicos sin comprometer la calidad. Esto es según un nuevo estudio realizado por investigadores del Uppsala University Hospital y Uppsala University en colaboración con Danderyd Hospital y la University Hospital of Basel,

La carga del papeleo

Los médicos dedican una cantidad significativa de tiempo a tareas administrativas, incluida la redacción de resúmenes de alta. Esto puede restar tiempo valioso de interacción con el paciente.

“Durante años, el debate se ha centrado en cómo mejorar la eficiencia de la atención sanitaria. Gracias a los avances en la IA generativa y el modelado del lenguaje, ahora existen oportunidades para reducir la carga administrativa de los profesionales de la salud. Esto permitirá a los médicos pasar más tiempo con sus pacientes”, explica Cyrus Brodén, médico ortopédico e investigador del Uppsala University Hospital y Uppsala University.

Modelos de lenguajes grandes (LLM)

Los modelos de lenguaje grandes como ChatGPT-4 son programas informáticos entrenados con cantidades masivas de datos de texto. Esto les permite generar escritos de calidad humana, incluidos potencialmente documentos médicos.

READ  Pedidos para regular la IA son cada vez más fuertes. Pero, ¿Cómo se regula exactamente una tecnología como esta?

El estudio: ¿Puede la IA escribir notas de alta precisas?

El objetivo del estudio fue evaluar la calidad y eficacia de la herramienta ChatGPT a la hora de producir notas de historias clínicas.

Los investigadores investigaron si ChatGPT-4 podría producir resúmenes de alta precisos y eficientes para pacientes ortopédicos. Llevaron a cabo un estudio piloto de sólo seis casos de pacientes virtuales, al que ahora le seguirá un estudio en profundidad de 1.000 registros médicos de pacientes auténticos.

El proceso

Los investigadores utilizaron seis casos de pacientes virtuales que imitaban casos reales tanto en estructura como en contenido. Los documentos de alta para cada caso fueron generados por médicos ortopédicos.

  • Creación de escenarios realistas: Los médicos crearon registros médicos detallados para seis casos ortopédicos ficticios.
  • Humano versus máquina: Tanto los médicos jóvenes como un médico residente avanzado escribieron resúmenes de alta para cada caso. Luego, se le pidió a ChatGPT-4 que creara resúmenes usando la misma información.
  • Control de calidad: Un panel de expertos médicos juzgó la calidad de todos los resúmenes de alta, sin saber si fueron escritos por humanos o por IA.
  • Prueba de velocidad: Los investigadores también rastrearon cuánto tiempo les tomó a los médicos y ChatGPT-4 completar los resúmenes.

Los resultados

  • Igualdad de calidad: ¿El hallazgo clave? Los resúmenes de alta de ChatGPT-4 fueron comparables en calidad a los escritos por los médicos. Esta es una noticia prometedora para el uso potencial de la IA en la creación de documentos médicos.
  • Ventaja de velocidad: Sin embargo, el resultado más impresionante fue el de la velocidad. ¡ChatGPT-4 generó resúmenes de alta sorprendentemente 10 veces más rápido que los médicos humanos!
  • Una nota sobre la precisión: Hubo algunos casos en los que ChatGPT-4 incluyó información inexacta, pero, curiosamente, esto ocurrió con menos frecuencia que los errores encontrados en los resúmenes escritos por humanos.
READ  Índice Mundial de Innovación (GII) 2021: la innovación continuó a pesar del COVID-19

“Los resultados muestran que ChatGPT-4 y las notas generadas por humanos son comparables en calidad general, pero ChatGPT-4 produjo documentos de alta diez veces más rápido que los médicos”, señala Brodén.

“Nuestra interpretación es que los modelos avanzados de lenguaje grande como ChatGPT-4 tienen el potencial de cambiar la forma en que trabajamos con las tareas administrativas en la atención médica. Creo que la IA generativa tendrá un impacto importante en la atención sanitaria y que este podría ser el comienzo de un desarrollo muy interesante”, sostiene.

Qué significa esto para el futuro de la atención sanitaria

El plan es lanzar un estudio en profundidad en breve, en el que los investigadores recopilarán 1.000 registros médicos de pacientes. Nuevamente, el objetivo es utilizar ChatGPT para producir notas administrativas similares en los registros de los pacientes.

“Será un proyecto interesante y que requerirá muchos recursos y en el que participarán muchos socios. Ya estamos trabajando activamente para cumplir con todos los requisitos de confidencialidad y gestión de datos para poner en marcha el estudio”, concluye Brodén.

El estudio destaca el potencial de la IA para reducir significativamente las cargas administrativas de los profesionales sanitarios. Los resúmenes de alta más rápidos significan que los médicos pueden dedicar más tiempo a los pacientes, lo que mejora la eficiencia general de la atención médica.

Es importante tener en cuenta: La IA aún está en desarrollo en entornos de atención médica y se necesita más investigación. Pero este estudio sugiere un futuro brillante en el que la IA pueda ayudar a los médicos a centrarse en lo que más importa: sus pacientes.

READ  IA puede producir arte premiado, pero no puede competir con la creatividad humana

Referencia (acceso abierto)
Rosenberg, G. S., Magnéli, M., Barle, N., Kontakis, M. G., Müller, A. M., Wittauer, M., Gordon, M., & Brodén, C. (2024). ChatGPT-4 generates orthopedic discharge documents faster than humans maintaining comparable quality: a pilot study of 6 cases. Acta Orthopaedica, 95, 152–156. https://doi.org/10.2340/17453674.2024.40182