Cómo desbloquear tu creatividad, incluso si te ves como un pensador convencional

Milthon Lujan Monja

Updated on:

por Lily Zhu
Assistant Professor of Management, Information Systems and Entrepreneurship, Washington State University

¿Crees que la creatividad es un don innato? Piensalo otra vez.

Mucha gente cree que el pensamiento creativo es difícil, que la capacidad de generar ideas de maneras novedosas e interesantes solo beneficia a algunas personas talentosas y no a la mayoría.

Los medios a menudo retratan a los creativos como personas con personalidades extravagantes y un talento único. Los investigadores también han identificado numerosos rasgos de personalidad asociados con la creatividad, como la apertura a nuevas experiencias, ideas y perspectivas.

Juntos, parecen pintar un panorama terrible para aquellos que se consideran pensadores convencionales, así como para aquellos que no trabajan en ocupaciones creativas, incluidos roles que a menudo se consideran tradicionales y no creativos, como contadores y analistas de datos.

Estas creencias pasan por alto una parte clave de cómo funciona la creatividad en tu cerebro: el pensamiento creativo es en realidad algo en lo que te involucras todos los días, te des cuenta o no.

Además, la creatividad es una habilidad que se puede potenciar. Esto es importante incluso para las personas que no se consideran creativas o que no están en campos creativos.

En una investigación que publiqué recientemente con los académicos de organización y administración Chris Bauman y Maia Young, descubrimos que simplemente reinterpretar una situación frustrante puede mejorar la creatividad de los pensadores convencionales.

Usar el pensamiento creativo para enfrentar las emociones

La creatividad a menudo se define como la generación de ideas o conocimientos que son novedosos y útiles. Es decir, los pensamientos creativos son originales e inesperados, pero también factibles y útiles.

Los ejemplos cotidianos de creatividad abundan: combinar restos de comida para hacer un plato nuevo y sabroso, idear una nueva forma de realizar las tareas del hogar, mezclar atuendos viejos para crear una nueva apariencia.

READ  ¿Ser creativo? Cualquiera puede ser entrenado

Otra forma de hacer esto es cuando prácticas lo que se llama la “reevaluación emocional”, ver una situación a través desde otra perspectiva para cambiar tus sentimientos. Hay elementos de creatividad en esto: te está separando de tus perspectivas y suposiciones existentes y se te ocurre una nueva forma de pensar.

Digamos que estás frustrado por una multa de estacionamiento. Para aliviar los malos sentimientos, pueden pensar en la multa como un momento de aprendizaje.

Si estás ansioso por una presentación para el trabajo, puedes lidiar con la ansiedad enmarcándola como una oportunidad para compartir ideas, en lugar de como un desempeño de alto riesgo que podría resultar en degradación si se maneja mal.

Y si estás enojado porque alguien pareció innecesariamente combativo en una conversación, puedes reevaluar la situación y llegar a ver el comportamiento como involuntario en lugar de malicioso.

Entrena los músculos creativos

Para probar el vínculo entre el pensamiento creativo y la reevaluación emocional, encuestamos a 279 personas. Aquellos que obtuvieron una calificación más alta en creatividad tendieron a reevaluar los eventos emocionales con más frecuencia en su vida diaria.

Inspirándonos en el vínculo entre la reevaluación emocional y el pensamiento creativo, queríamos ver si podíamos usar esa información para desarrollar formas de ayudar a las personas a ser más creativas. En otras palabras, ¿podría la gente practicar la reevaluación emocional para entrenar sus músculos creativos?

Realizamos dos experimentos en los que dos nuevas muestras de participantes (512 en total) se encontraron con escenarios diseñados para provocar una respuesta emocional. Les asignamos la tarea de usar uno de los tres enfoques para manejar sus emociones. Les dijimos a algunos participantes que reprimieran su respuesta emocional, a otros que pensaran en otra cosa para distraerse y al último grupo que reevaluar la situación viéndola a través de una perspectiva diferente. A algunos participantes no se les dió instrucciones sobre cómo manejar sus sentimientos.

READ  TRIZ: Teoría para Resolver Problemas de Inventiva

En una tarea aparentemente no relacionada que siguió, les pedimos a los participantes que presentaran ideas creativas para resolver un problema en el trabajo.

En los experimentos, los pensadores convencionales que intentaron la reevaluación generaron ideas que eran más creativas que otros pensadores convencionales que usaron la supresión, la distracción o no recibieron ninguna instrucción.

Cultivando el pensamiento flexible

Las emociones negativas son inevitables en el trabajo y en la vida. Sin embargo, las personas a menudo ocultan sus sentimientos negativos a los demás o utilizan la distracción para evitar pensar en sus frustraciones.

Nuestros hallazgos tienen implicaciones sobre cómo los gerentes pueden pensar en cómo aprovechar mejor las habilidades de sus trabajadores. Los gerentes suelen ubicar a los candidatos en trabajos creativos y no creativos en función de las señales que indican el potencial creativo. Estas señales no solo son predictores inestables del desempeño, sino que esta práctica de contratación también puede limitar el acceso de los gerentes a los empleados cuyos conocimientos y experiencia pueden desempeñar un papel importante en la generación de resultados creativos.

El resultado es que el potencial creativo de una parte importante de la fuerza laboral puede estar infrautilizado. Nuestros hallazgos sugieren que los supervisores pueden desarrollar capacitaciones e intervenciones para cultivar la creatividad en sus empleados, incluso para aquellos que no parecen estar predispuestos a la creatividad.

Nuestra investigación también indica que las personas pueden practicar el pensamiento flexible todos los días cuando experimentan emociones negativas. Si bien es posible que las personas no siempre tengan control sobre las circunstancias externas, tienen la libertad de elegir cómo afrontar las situaciones emocionales, y pueden hacerlo de manera que faciliten su productividad y bienestar.

READ  Evaluación de la creatividad en la educación

Referencia
Lily Yuxuan Zhu, Christopher W. Bauman, Maia J Young. 2023. Unlocking creative potential: Reappraising emotional events facilitates creativity for conventional thinkers, Organizational Behavior and Human Decision Processes, Volume 174, 2023, 104209, ISSN 0749-5978, https://doi.org/10.1016/j.obhdp.2022.104209.

Este artículo es republicado de “How to unlock your creativity – even if you see yourself as a conventional thinker”, bajo una licencia Creative Commons.
Traducción: innovaromorir.com

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.